Entrevista a Évora

Humorista literaria. Cuba/Estados Unidos.

PP: ¿Le gusta que le hagan entrevistas?

EVORA: Por supuesto que no. A mí me gustan las buenas comidas y los buenos días. En las entrevistas siempre queremos actuar como si fuéramos trascendentes e importantes. ¡Qué horror!

 

PP: En este año 2009, ¿cómo ve el estado del humor en el país donde vive, en televisión, radio, teatro, literatura y gráfica?

EVORA: Si fuera políticamente correcta y expresara que aquí en USA, el humor es el deshumor, que nadie se ríe y que todos los programas desde la tele, el radio, el cine, la televisión, el internet, y hasta en la Casa Blanca, son tristes y miserables, vulgares y chabacanos, bla, bla, bla... quedaría muy bien. Pero no es cierto. Así que no lo digo. ¡Sorry!

 

PP: En varios países de América Latina se dice: "Mi país es un pueblo de humoristas", "en mi país, tú mueves una piedra y sale un humorista", etc. ¿En el país donde vive se dice lo mismo?

EVORA: Realmente, no se dedican a esas pajarerías nacionalistas y cretinas.

 

PP: ¿Es verdad la acuñada frase: "Es más fácil hacer llorar que hacer reír?

EVORA: Depende de quien ponga el muerto.

 

PP: ¿Cuándo decidió hacerse humorista?

EVORA: Hay decisiones que nunca nos pesa.

 

PP: ¿El humorista nace o se hace?

EVORA: Creo que se nace con ese sentido especial de ver una cuarta dimensión, pero en el curso de la profesión se puede aprender mucho leyendo y observando como pasa la vida por delante tus narices, para luego ir a parar a la mar...

 

PP: ¿Cuál ha sido el mejor y el peor momento de su carrera en el humor hasta el día de hoy?

EVORA: Si se trata de una carrera, pues todavÍa estoy corriendo. Cierto que solamente recuerdo buenos momentos. Y mucha gente que me acompañó en esa carrera e hicieron todavÍa mejor los buenos momentos.

 

PP: Como profesional del humor, ¿se ríe fácil? ¿Con qué tipo de chistes?

EVORA: Me río mucho. Ahora leo Chiquita, novela de Antonio Orlando y me hace reír continuamente. Prefiero el humor más inteligente, pero me arrastro de risa con un chascarrillo. Soy muy sana.

 

PP: ¿Alguna anécdota relacionada con su profesión?

EVORA: Bueno, resulta que muchas personas pensaban que Evora era un hombre....y se sorprendían al descubrir que soy una mujer. Todavía no sé si es anecdótico o discriminatorio.

 

PP: ¿Con cuáles colegas se identifica?

EVORA: Este año Mingote cumple 90 años de hacer humor. Hay que aplaudirlo. Fontanarrosa, H. Zumbado, Betán, Alben, Willy Coopy, Gogol, Chejov... Son tantos los nombres que nos ponen el alma a divertir... Esta es una respuesta interminable.

 

PP: ¿Qué me aconseja a mí como humorista?

EVORA: En la anterior lista me faltaba un nombre: Pepe Pelayo. Sigue siéndolo y esa es tu carta de triunfo.