Muy peligroso hacer humor en Malasia

Zulkiflee Anwar Ulhaque "Zunar"

El caricaturista malayo, Zulkiflee Anwar Ulhaque, cuyo nombre artístico es “Zunar”, es acusado bajo la ley de sedición de Malasia, precepto que se remonta a la época colonial de 1948 y que, en la actualidad, es utilizada para silenciar a voces críticas.

Zunar se enfrenta a hasta 43 años de prisión por nueve cargos. Su causa se inició en febrero de este año, tras la publicación en internet de nueve viñetas sobre el escándalo de corrupción que envuelve al primer ministro, Najib Abdul Razak, así como el juicio por sodomía contra ex viceprimer ministro de Malasia y ahora opositor, Anwar Ibrahim.

Ya en 2010, cinco de los libros de Zunar, fueron prohibidos por el Ministerio del Interior, al considerarlos “perjudiciales para el orden público”.

Pero este no es el único caso en Malasia. En junio pasado, el diseñador gráfico Fahmi Reza era detenido por caricaturizar al primer ministro Razak bajo la forma de un payaso. Meses atrás, las imágenes de Reza habían comenzado a distribuirse de manera masiva en las redes sociales, así como en carteles y pegatinas.

Como se ve, el Gobierno de Malasia es muy intolerante con esa modalidad del humor que es la sátira política.

Desde aquí nuestro apoyo a esos dos colegas malayos.

 

Humor Sapiens

"Crear, pensar y vivir con humor".

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.