Los cinco grandes del buen humor

Década del 40.
Humoristas audiovisuales y escénicos argentinos.

Fue el primer grupo cómico argentino surgido en la década de 1940 en la radio bajo el nombre de "La Cruzada del Buen Humor", creado por Tito Martínez del Box quien logra juntar a un grupo de notables cómicos que imitaban a las figuras del momento como Luis Sandrini, Tita Merello, Alberto Castillo y Niní Marshall. Los cinco grandes del Buen Humor eran cinco actores cómicos excepcionales: Zelmar Gueñol, Juan Carlos Cambón, Guillermo Rico, Rafael Carret y Jorge Luz. 

Juan Carlos Cambón, un buen pianista, mostraba su imagen melancólica y su figura flaca y de aspecto desnutrido; Jorge Luz era un comediante ocurrente y notable, especializado en hacer papeles femeninos y de los primeros en desafiar los tabúes de la época al aparecer disfrazado de mujer en las películas; Rafael Carret era además de excelente cantor un hacedor de voces de largometrajes, y debe su apodo de "El Pato" por su versión local de El Pato Donald; Zelmar Gueñol era el de mayor nivel intelectual del grupo, lo que no le impidió convertirse en un humorista sutil e incisivo. Guillermo Rico era el galán que les daba a sus compañeros cuanto pie necesitaran para lucirse pero -eso si- los desplazaba totalmente en cuanto a atraer mujeres se tratara. Lo cierto es que eran cinco actores de condiciones sobresalientes porque afinaban muy bien la voz y todos eran imitadores de primera.

Luego del éxito de la radio pasaron al cine donde hicieron una película exitosa: "Cuidado con las imitaciones". Luego se distancian de Tito Martínez del Box y el grupo se divide en dos, creándose de esta forma los Cinco Grandes del Buen Humor que incorporaron como atracción a la bailarina exótica cubana Blanquita Amaro y el grupo se mantuvo unido un año después del fallecimiento de Juan Carlos Cambón cambiando su nombre por el de Los Grandes del Buen Humor.