Investigaciones científicas sobre el humor

Les mostramos aquí la síntesis de los resultados de variados estudios y experimentos realizados por especialistas del mundo entrero sobre la Risa y el Humor.

Hemos recopilado ya 75 investigaciones. Le agradeceríamos –si conoce alguna otra-, que nos la envíe para enriquecer el listado. Aseguramos darle el crédito, si así lo desea.

El humor en los cuidados paliativos

Un nuevo estudio liderado por Stephen Claxto-Olfield, investigador de la Mount Allison University (Canadá), y publicado en la revista American Journal of Hospice & Palliative Medicine, se pregunta qué papel juega el humor en los cuidados paliativos (en hospitales y domicilios). Y sus conclusiones pueden resultar a priori chocantes.
La práctica totalidad de los 32 voluntarios que respondieron la encuesta aseguraron usar el humor de forma frecuente o habitual en sus interacciones con los pacientes. La mitad consideraron además que éste es muy importante o extremadamente importante en su relación con estos.

Teoría cuántica para comprender el humor.

Un artículo de investigación publicado recientemente en Frontiers in Physics sugiere un enfoque novedoso para estudiar el humor: la teoría cuántica.

En su trabajo, los investigadores describen un modelo de humor inspirado en el “quántum”, con la esperanza de que este nuevo enfoque pueda tener éxito en una modelación más matizada de la cognición del humor que los intentos previos, y conducir al desarrollo de un modelo formal de teoría cuántica de pleno derecho.    

Este modelo inicial fue probado en un estudio en el que los participantes calificaron la gracia que les producía los juegos de palabras verbales, así como de las variantes de estos chistes.  

Las ratas disfrutan de las cosquillas, sólo cuando están de buen humor

La risa y las cosquillas han sido consideradas tradicionalmente como reacciones puramente humanas pero un estudio de investigadores de varios centros alemanes ha desvelado que las ratas también tienen cosquillas cuando están de buen humor.

Las cosquillas son reacciones nerviosas a nivel muscular y cutáneo, que liberan grandes cantidades de endorfinas como consecuencia de la activación de varios grupos de neuronas en el cerebro.

Los resultados del estudio, que publica hoy la revista Science y que han desarrollado los investigadores Shimpei Ishiyama y Michael Brecht, ha encontrado cuáles son estas neuronas, revelando un comportamiento muy humano en estos animales, que solo disfrutan de este tipo de estimulación cuando están contentos, al igual que ocurre con nuestra especie.

De la investigación se desprende que la corteza somatosensorial -la región del cerebro donde se encontraron estas neuronas- podría cumplir un determinado rol en el humor, cuando tradicionalmente esta región solo se había asociado con el tacto.

Investigaciones anteriores ya habían revelado que las ratas emiten una risa ultrasónica que no es audible por el oído humano cuando reciben cosquillas.

A partir de ahí, los investigadores decidieron supervisar la actividad neuronal de las ratas para obtener mayor información sobre el funcionamiento de esta gratificación.

Al igual que se había producido en estudios anteriores, las ratas se mostraron dispuestas a recibir las cosquillas y sufrieron "saltos de alegría", así como risas ultrasónicas, al ser acariciadas, un hecho que se manifestó en las capas más profundas de la corteza somatosensorial.

Según destaca Science, este estudio probaría la afirmación de Darwin de que "la mente debe estar en una condición placentera para experimentar la risa provocada por las cosquillas".

Humor negro e inteligencia

Una nueva investigación revela que, efectivamente, aquellas personas con un sentido del humor oscuro y retorcido son más inteligentes que las demás. En el estudio, realizado por investigadores de la Universidad de Viena, participaron 156 personas, quienes debían calificar caricaturas de humor negro incluídas en The Black Book de Uli Stein. Además tenían que especificar si entendieron el chiste, si les parecía bueno o lo encontraban vulgar, sorprendente o interesante.

El humor de los padres afecta directamente a sus hijos

La Michigan State University (MSU), realizó un estudio y sus resultados no sólo subrayan la importancia del papel del padre en la vida de su hijo, sino que prueba que el humor como estado de ánimo del padre, tiene a corto y largo plazo, efectos directos sobre su vástago.

En el estudio, los investigadores de la MSU recogieron datos de alrededor de 730 familias que participaron en un estudio de los programas Early Head Start. Los investigadores centraron su atención en los efectos del estrés y los problemas de salud mental de los padres como la depresión y la ansiedad en sus hijos. Ellos encontraron que los niveles de estrés y problemas de salud mental en los padres, afectan cómo interactúan con sus hijos y desde luego, su desarrollo.

Uno de los más sorprendentes hallazgos derivados de este estudio, es que la salud mental de un padre tiene consecuencias a largo plazo, que se correlacionan directamente con las diferencias en las habilidades sociales de los niños (por ejemplo, el autocontrol y la cooperación).

De hecho, la depresión de un padre durante los primeros años de vida es más influyente en el desarrollo de las habilidades sociales de un niño en su crecimiento.

El estudio también pone de relieve el hecho de que de un padre con estrés y depresión, son especialmente perjudiciales en el desarrollo cognitivo y del lenguaje de sus hijos cuando los pequeños tienen entre 2 a 3 años de edad.

¿Es bueno hacer chistes en el trabajo?

Un estudio realizado por Brad Bitterly y Maurice Schweitzer, profesores de la Wharton School de la Universidad de Pensilvania, encontró que contar chistes en el trabajo puede impulsar tu carrera profesional o acabar con ella. 

Según explica Bitterly hay una relación directa entre el humor de una persona y el estatus. Las personas que usan el humor inteligente e ingenioso son percibidos en los ambientes laborales como seguros y competentes. “En nuestro estudio podemos ver muchos ejemplos en dónde alguien usa el humor y se elevan a la cima de la jerarquía de una empresa”, asegura Bitterly. 

No obstante, se advierte en la investigación que el humor puede también acabar tu carrera por completo. Según Schweitzer, “el humor puede fallar porque es inapropiado, porque no es divertido o porque lo exageramos”. 

Según la investigación de Bitterly y Schweitzer una persona con buen humor no solo es percibida como alguien seguro de si mismo, componente y de un estatus alto, sino también eran más propensos a ser elegidos dentro de un grupo para liderar actividades y proyectos. 

Tu humor depende del mes que naciste

Un estudio de la Universidad Europea de Neuropsicofarmacología señala que nuestro humor podría venir determinado por la fecha en la que nacemos.

El equipo de investigación, liderado por la psicóloga húngara Xenia Gonda, descubrió tras estudiar a 400 sujetos, que había interesantes coincidencias de carácter entre aquéllas personas que habían nacido en los mismos meses.

Lo que hacemos cuando estamos de mal y buen humor

El doctor Maxime Taquet del Hospital Infantil de Boston, E.U., realizó una investigación que publicó en la revista “Proceedings of the National Academy of Sciences”. Los científicos monitorearon, en tiempo real y a través de “Smartphone”, las actividades y el estado de ánimo de más de 28.000 personas, a quienes se les pidió que calificaran su estado actual de ánimo en una escala de 0 (muy infeliz) a 100 (muy feliz) e informaran sobre las actividades que estaban haciendo.

Alcohol y risa

Psicólogos británicos de la Universidad de Hull le pidieron a 48 voluntarios que se tomasen una bebida alcohólica o un refresco, a partes iguales, para posteriormente ver una película cómica. En los resultados se apreció que los que tomaron la bebida alcohólica rieron más que los otros.

Páginas

Índice de Investigaciones