Influencia del tiempo en el humor como estado de ánimo

“La luz solar nos aporta vitamina D y ésta afecta a los sistemas hormonales. Existe una monoamina neurotransmisora del sistema nervioso central, llamada serotonina, que está en parte condicionada por la luz solar, ya que disminuye al atardecer y aumenta al amanecer. Ésta tiene una función importante en la inhibición de la ira, la agresividad, el humor o el sueño”, explican desde el portal meteorológico Eltiempo.es.

Es por este motivo por el que, a niveles bajos de serotonina, es posible sentirse más apático, triste, enfadado; mientas que, a niveles más elevados, sentirse alegre, feliz y eufórico.

En el otoño y el invierno, las horas de luz son menores y hay más días grises o lluviosos; por tanto, la cantidad de serotonina liberada es más baja y esto puede aumentar la apatía.