Calorías y buen humor

Según un estudio elaborado por el Centro de Investigación Biomédica de Luisiana, el comer menos calorías mejora el humor como estado de ánimo, estabiliza el sueño y el rendimiento sexual. La muestra analizada para realizar tales afirmaciones fue de 218 personas totalmente sanas. Se dividieron en dos grupos, sufriendo uno de ellos una reducción del 25% en su ingesta diaria de calorías y manteniendo el otro su dieta habitual.

Durante dos años se monitorizó la evolución de sus parámetros biométricos y psicológicos. Evidentemente, el grupo que redujo la cantidad de calorías en cada comida terminó perdiendo peso.

Los participantes siguieron una dieta recomendada por un especialista, que no les provocó hambre pese a la reducción de las calorías. Es la diferencia entre cantidad y calidad, pues hay alimentos que llenan mucho y tienen pocas calorías, de ahí la importancia de seguir los consejos de los nutricionistas.